Miércoles, 21 de noviembre de 2018
Última actualización: Jueves, 25 de octubre de 2018 16:51
Secciones
Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Iustitia
Sábado, 9 de abril de 2016 | Leída 656 veces
ASES JURÍDICO

«Bajo rendimiento en la actividad administrativa, retraso y desinterés en la remisión de documentos de pauta, y falta de tacto con los subordinados», no motivan suficientemente la retirada temporal de la E13, según ASES y el TSJ

«El informe del Comandante jefe accidental de la Comandancia adolece de datos objetivos previos, y su valoración conlleva una insuficiente motivación que impide a este Tribunal controlar legalmente las exactas razones por las que un anterior perceptor ahora no lo es, que ha bajado su rendimiento y que éste (suboficial) está por debajo de otros funcionarios de su misma Comandancia que sí lo perciben» -cita literal la Sentencia-

[Img #4425]Si hasta hace escasos días, podríamos advertir, resultaba condicionada la labor de un Comandante de Puesto, a la sazón jefe de unidad, a complacer los dictados absolutos de un superior con una singular visión de lo que (para él) ha de ser un suboficial del Cuerpo; la insistencia de ASESGC por incorporar cordura y buen hacer a las responsabilidades, funciones y autonomía funcional que, en el ejercicio legítimo del mando, la Institución residencia en la figura del suboficial, han resuelto que ahora, en el escenario judicial y por Sentencia, se afiancen los postulados defendidos por esta Asociación.

 

En este sentido cabe referir que aquella «amenaza velada» y que, dicho lo sea con los ojos puestos en una nefasta experiencia, en una ingente cantidad de supuestos se hiciera realidad, “hacer algo impuesto so pena de perder la productividad”; hoy, a la luz de numerosos precedentes judiciales, dejará de surtir aquellos indeseados efectos para producir otros de mejor acomodo en la sensatez, cordura y buen mando.

 

«FALLAMOS que debemos estimar y estimamos el recurso contencioso administrativo interpuesto por (…) contra la resolución de fecha 15 de abril de 2015, dictada por el Director General de la Guardia Civil, desestimatoria de su solicitud de abono del complemento de productividad estructural, modalidad E-13 (Comandantes de Puesto), correspondientes a los meses de enero, marzo, abril y mayo de 2011 que se anula y, en su lugar, reconocemos su derecho a su abono con los intereses legales correspondientes desde la fecha de su reclamación en vía administrativa; se hace condena en costas procesales a la Administración demandada…»

 

Entrando de plano en la reciente pronunciamiento de la Sala Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Madrid, su Sección Primera estima, en esencia, que se abonen al sargento Comandante de Puesto, el complemento de productividad estructural, modalidad E-13, correspondiente a los meses de enero, marzo, abril y mayo de 2011 que le fuera retirado, según su jefe Comandancia, porque, aun cumpliendo normalmente su trabajo no alcanzó en función de una valoración priorizada realizada por su Jefe de Unidad (Capitán de la Compañía …) ese mayor grado de extraordinario rendimiento, interés e iniciativa durante esos periodos.

 

A partir de aquí, la Sentencia no elude reproducir los parámetros que sirvieron al Superior para «motivar» la no percepción del complemento al sargento, y que no fueron otros que: “Bajo rendimiento en la actividad administrativa (retrasos en la remisión de documentos de pauta, mala confección de los mismos por el evidente desinterés que demostraba); y falta de tacto en la relación con los subordinados, creando un mal ambiente entre los componentes del Puesto que perjudica el normal desarrollo de la Unidad."   

 

En esta línea, la defensa del Estado opone y sostiene que el suboficial recurrente no tiene derecho a la modalidad de productividad reclamada porque, de acuerdo con la normativa aplicable, lo remunerado es el especial rendimiento, actividad o dedicación extraordinaria, el interés o iniciativa en el desempeño del puesto de trabajo, no es una retribución fija ni periódica en su devengo, ni se adquiere un derecho individual con respecto a futuras valoraciones.

 

Pues bien, ASESGC desde el principio vio clara su intervención en este litigio, y pese a que el jefe de la Comandancia insistiera en que las apreciaciones eran consecuencia de la observación y trato directo de su oficial directo que con frecuencia tenía con todos los subordinados a sus órdenes; no produciéndose estas anomalías en otros Comandantes de Puesto de su compañía, cuyo servicio era similar; supo dirigir la asistencia jurídica al suboficial, llegando a la Sentencia -dictada hace no más de cinco días- en la que el Tribunal se aviene a los intereses de nuestro asociado.

 

[Img #4428]

 

Enlaces automáticos por temática
Revista Suboficiales. ASESGC • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress